Press "Enter" to skip to content

El Tenerife flirtea con el descenso

Compartir con

La aureola del poderoso Huesca suponía una más que respetuosa amenaza para la hueste insular, tanto por su álgido momento como también por la propia aprensiva situación del cuadro canario, de ahí que ni uno ni otro escatimara esfuerzo alguno por tomar ventaja en el marcador.

La primera ocasión llegó a los doce minutos de juego cuando un cabezazo de Okasaki acabó en la red de Ortola, pero finalmente el tanto se anuló por previo fuera de juego de Cristo, pero esta ocasión no amilanó a los locales, puesto que no cesaron en su empeño de sorprender a su rival.

Dos acciones individuales de Dani Gómez al filo de la media hora obligó a los oscenses a reconsiderar sus reticencias iniciales ante el empuje de su rival, aunque esta presión no menoscabó su ataque, puesto que instantes finales de este periodo, Juan Carlos, con un raso disparo desde la frontal no pudo sorprender a Ortolá.

Tras la reanudación un oportuno cruce del zaguero local Luis Pérez evitó un franco remate del nipón Okazaki, mientras que poco después dos tentativas de su compañero Raba las desarticuló con acierto el meta Ortolá, ocasiones que dieron paso a una contienda mucho más igualada y con escasa o nula presencia en los ataques.

La última fase del encuentro fue de claro dominio aragonés, sustentado, sobre todo, por su mayor poderío físico, aunque también contribuyó el abandono del terreno de juego por expulsión de Mazán, pero que, al final, no supo traducir en lanzamientos a la portería rival.

Así concluyó en entretenido encuentro en el que el punto anotado por cada uno de los dos contendientes, deja a los locales flirteando otra semana con el descenso, y al aragonés haciendo lo mismo pero en la parte alta de la tabla.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *